fbpx

Sony Music recopila populares temas de Compay Segundo

Compay Segundo

El músico cubano que resucitó el son, Francisco Repilado (Compay Segundo), fue, recientemente, el protagonista de la nueva entrega de la serie The Real Cuban Music que realizó Sony Music. La transnacional estadounidense publicó una recopilación de temas del artista cubano.

Compay Segundo es considerado uno de los intérpretes populares más importantes de Cuba, formó parte del dúo Los Compadres, junto a Lorenzo Hierrezuelo, y del Buena Vista Social Club. A casi 15 años de fallecido, Compay Segundo aun es recordado en su país natal y en el resto del mundo, una muestra de ello es el material que recientemente se publicó, el cual propone 20 canciones de su autoría.

Entre los temas que salieron a la luz pública a través de Sony Music se encuentran Chan Chan, El cuarto de Tula, Se secó el arroyito, La juma de ayer, Quién te bautizó Vicenta, Francisco Guayabal, y Voy pa’ Mayarí, encontrándose estos entre los más populares de Compay Segundo. Se encuentran además otras canciones como Chicharrones con tostones y Filiberto, las cuales interpretó a dúo con Pío Leyva, otro de los representantes de la música popular cubana.

Para hacer realidad la publicación de The Real Cuban Music – Compay Segundo, firmó Sony Music un acuerdo con la Empresa de Grabaciones y Ediciones Musicales (Egrem), en septiembre del 2015. Dicho convenio tiene que ver con la distribución internacional a gran escala de la música de la mayor nación de las Antillas.
La Egrem facilitó a Sony Music grabaciones de diferentes etapas de la vida artística de Compay Segundo hasta su fallecimiento en el 2003, pues esa empresa cuenta con los mayores archivos musicales de Cuba.

El convenio firmado por ambas partes ha traído como resultado la serie The Real Cuban Music, la cual está conformada, hasta el momento, por discos dedicados a los géneros bailables cubanos como el son, el cha cha chá, el mambo y la timba; y al latin jazz; también incluye a las orquestas Aragón, Riverside, Enrique Jorrín y el Conjunto Rumbavana. En esa compilación también se dedicó un espacio a grandes composiciones cubanas, asumidas por sus mejores intérpretes.